Bienvenidos a México

Historia del Estado de Aguascalientes

La región del actual estado de Aguascalientes antes de la conquista española estaba ocupada por tribus de origen chichimeca. Estas se caracterizaban principalmente por ser nómadas y muy belicosas.

El primer conquistador español en explorar la región fue Pedro Almíndez Chirino en 1530. Quien por instrucciones de Nuño Beltrán de Guzmán, se internó en la región en búsqueda de riquezas y con el propósito de conquistar a los indígenas.

Debido a que por esta región pasaba la ruta de la plata, proveniente de las minas de Zacatecas, con rumbo a la ciudad de México, se consideró apropiado establecer aquí un puesto militar como medida de protección y de resguardo, así como para suministro de provisiones. Fue así como el 22 de octubre de 1575 se fundó, por cédula real firmada en nombre del rey Felipe II por el presidente de la Audiencia de la Nueva Galicia, la Villa de Nuestra Señora de la Asunción de las Aguas Calientes. Conformada por Juan de Montoro y once vecinos más.

Durante la Colonia, Aguascalientes formó parte del reino de la Nueva Galicia, cuya audiencia y gubernatura tenían asiento en Guadalajara. Como punto intermedio en el camino de Zacatecas a Guadalajara, la villa de Aguascalientes jugó un importante papel en la vida económica de la Nueva Galicia durante toda la época colonial.

A partir de 1786, con motivo de la expedición de la “Ordenanza de Intendentes”, se transformó en subdelegación de intendencia y a partir de 1789 por disposición de la Junta Superior de Real Hacienda, pasó a depender de Zacatecas.

Después de la Independencia pasó a ser un partido del estado de Zacatecas y el 23 de mayo de 1835 logró su separación para constituirse en estado libre y soberano. Una leyenda relaciona esta conquista política al supuesto beso que Santa Anna le dio a una distinguida dama de Aguascalientes, durante una recepción ofrecida en su honor, a su paso por esta ciudad cuando se dirigía a Zacatecas para someter al gobierno federalista. La verdad es que Santa Anna al obtener la victoria, le propinó un castigo adicional otorgando la separación de Aguascalientes, que se había mantenido fiel a sus ideales centralistas.

El inicio del siglo XX estuvo enmarcado por la Revolución Mexicana, ante la cual Aguascalientes se había mantenido al margen de cualquier actividad relacionada con la misma. Sin embargo en 1914, fue sede de la Soberana Convención Revolucionaria que tenía como propósito unificar a las facciones revolucionarias antagónicas y construir las bases para una convivencia social progresista.

ver: Más informacion del Estado de Aguascalientes

Arriba

Fuente:

Gobierno del Estado de Aguascalientes