Bienvenidos a México

Escudo del Estado de Durango

El escudo del Estado de Durango, representa la historia, costumbres, idiosincrasia y valores de los duranguenses. Fue otorgado en 1621 por el rey de España Felipe IV al conceder el título de ciudad a la Villa de Durango. Está inspirado en el que fue escudo de armas desde el siglo XV hasta el XIX de la provincia de Vizcaya en España.

Está conformado por un campo principal en fondo azul donde está la figura al natural de un árbol de roble con sus raíces sobresaliendo de la tierra, su frondoso follaje enverdecido y el tronco y sus ramas de color café. Frente y tras el árbol, hay dos lobos de color café claro con tonalidades amarillentas y grisáceas, corriendo con sus presas en sus hocicos.

El campo del escudo está enmarcado en un armazón color café bronce y adornado con dos ramas de palma color verde, enlazadas por sus tallos con un moño de color rojo y que crecen desde la base hacia los costados del escudo.

Escudo Estado DurangoLa parte superior el escudo está adornado con una corona real en amarillo oro, con piedras en forma de rombo incrustadas sobre su base alternadas en color rojo y azul y arcos verticales con piedras azules incrustadas. Al interior de la corona se encuentra un forro rojo y en la cima se remata la corona con una esfera del globo terráqueo soportando una cruz.

Simbología:

El árbol de roble es símbolo de libertad y de ánimo fuerte en arduas empresas. Las raíces salidas representa la fuerza de los acuerdos que a su sombra tomaban los vizcaínos. Los dos lobos corriendo son símbolo de señorío y sus presas representan el botín de las guerras. El fondo azul inmortaliza el cielo de Durango y simboliza pureza e integridad. El marco del escudo es símbolo de protección y valor en la lucha. Las palmas son el reconocimiento de la victoria.

Arriba

Fuente:

Gobierno del Estado de Durango
Instituto Nacional para el Federalismo y el Desarrollo Municipal INAFED