Bienvenidos a México

Fray Bernardino de Sahagún

Fray Bernardino de Sahagún (1499? – 1590)

Bernardino de Ribera, Nació en Sahagún, España entre 1498 y 1500. Murió en la ciudad de México en 1590. Misionero franciscano, destacado por su gran labor en el campo de la historia y la etnografía. Autor de la obra “Historia general de las cosas de la Nueva España”, principal fuente respecto de las costumbres de los aztecas antes de la conquista española.

Luego de culminar sus estudios en la Universidad de Salamanca, ingresó a la orden de San Francisco en donde se ordenó sacerdote. En 1529 se embarcó rumbo a México junto con otros veinte frailes misioneros encabezados por fray Antonio de Ciudad Rodrigo.

Los primeros años de su residencia entre 1530 a 1532 los pasó en el convento de Tlalmanalco donde aprendió la lengua indígena. En 1535 participó en la fundación del convento de Xochimilco de donde fue guardián. A partir de 1536 y por cuatro años dictó cátedra de latín en el Imperial Colegio de Santa Cruz de Tlatelolco en donde tradujo al náhuatl los manuales para misioneros “Sermones de Dominicas y de Santo”.

Por los siguientes años se dedicó a evangelizar como misionero en los territorios que actualmente son los estados de Puebla e Hidalgo. A partir de 1547 se dedicó casi exclusivamente al estudio de la lengua, la historia y las costumbres del pueblo nahua. Durante su larga vida, fue autor de un gran número de obras en náhuatl, español y latín.

Ver: Más personajes de la Evangelización de México

La elaboración de su principal obra “Historia general de las cosas de la Nueva España” escrita en castellano y en náhuatl, le tomó treinta años de su vida. Esta consta de doce libros en los que relata aspectos de la vida e historia de los nativos. Los seis primeros se refieren a los aspectos religiosos, el séptimo sobre astronomía, los siguientes cuatro tratan sobre la vida social y el último narra la conquista de México desde las vivencias de los indígenas.

En 1578 la obra fue confiscada por razones políticas al ser considerada por la corona española como un obstáculo a la hispanización del nuevo mundo y los doce libros fueron trasladados a España.

Entre 1585 y 1589 ocupó el cargo de primer definidor de la Provincia del Santo Evangelio en Michoacán. El 5 de febrero de 1590 murió en la ciudad de México sin haber visto publicada su obra, pues no fue sino hasta 1829 que Carlos María de Bustamante sacó la primera edición en español.

Fuente:

Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología