Bienvenidos a México

Leyenda El Coche del Callejón

Leyendas Cortas

Leyenda del Estado de Aguascalientes
Por: Prof. Alfonso Montañez

Erase en los tiempos heroicos de la Villa de la Asunción de las Aguascalientes; el pánico se había extendido por todo el pueblo y, el crujir de aquel coche fantástico en polvorosa armonía con las pisoteadas de colosos caballos, mantenían su afán del vecindario por saber si era otra nueva llorona. Mujer blanco o bruja mala, perversa, que desplegara su destino fatal sobre sus incautos, el caso era que los vivientes apiñonados dentro de sus casas carradas a llave, esperaban con asombro aquel pavoroso ruido que corría todas las calles en las noches silentes y lunosas hasta llegar al punto las doce que iba a parar al callejón que se llamó después "Callejón del Tesoro".

El señor Don Cirilo Castañeda era el que guiaba aquel misterioso coche acompañado de Don Narciso Aguilar quien caminaba de un pueblo de Jalisco a esta Villa, su capital en talegas, a la única casa y primera que se construyó en el referido callejón, que aún existe con el número trece. El señor Don Narciso hacía a Don Cirilo pasear en su coche por todas las calles de la Villa, en noches de clara luna hasta la hora señalada para ir a parar a la casa de referencia.

Ver: Otras Leyendas de Aguascalientes

Fueron necesarios tres años quince días para trasladar el capital de aquel hombre, debido a que el paseo era diario, pero el coche cargado de talegas solo venía cada cuarenta días.

Muchos años después se oyó el ruido de aquel coche hasta que se fue borrando del ánimo de los vivientes.

El tesoro fue sepultado según decía, en la cocina que estaba junto al brocal del pozo frente a la puerta de la calle. Algún tiempo después, se supo que Juan Chávez hizo desaparecer a Don Narciso y se apoderó de aquel ponderado capital.

El pueblo que es el que tiene el imperio en esos casos, dijo después que el callejón se llamaría "CALLEJÓN DEL TESORO".

Fuentes:

Ayuntamiento de Aguascalientes