Bienvenidos a México

Historia del Estado de Guerrero

Los vestigios de los primeros habitantes de la entidad corresponden a los restos humanos hallados cerca de los límites de los estados de Guerrero y Morelos, en el lugar conocido como la Cueva Encantada que datan de hace 22 mil años.

Los primeros asentamientos se empezaron a establecer entre los años de 7000 y 5000 antes de nuestra era. En los márgenes del rio Balsas se asentó la cultura mezcala que desarrolló un estilo propio y original en la escultura y la cerámica pero con una fuerte influencia de la cultura olmeca.

A la llegada de los españoles el territorio estaba ocupado por diferentes etnias: los cuitlatecas asentados en la Costa Grande y Tierra Caliente; los yopes–tlapanecas asentados en las regiones de La Montaña y Costa Chica; los purépechas cuyo vasto territorio comprendía una porción de la región de Tierra Caliente; los mixtecas habitaban la porción oriental de las regiones de La Montaña y Costa Chica; los nahuas con una amplia distribución territorial principalmente en las regiones Centro y Norte; y los amuzgos, asentados en la parte sur del estado de Guerrero y parte del de Oaxaca.

Los primeros españoles en explorar el territorio lo hicieron en 1519 a cargo de Gonzalo de Umbría por órdenes de Hernán Cortés para cerciorarse de la existencia del mar del sur y de las riquezas en oro y perlas. En 1522 Gonzalo de Sandoval y Pedro de Alvarado entraron a conquistar los pueblos de la Sierra del Sur y los de Costa Chica. En 1523 Juan Rodríguez de Villafuerte fundó con Simón de la Cuenca, la Villa de la Concepción, donde se instaló el primer astillero de la Américas.

Realizada la conquista, Guerrero quedó comprendido dentro de la audiencia de México, creada en 1527, pero al crearse la de Nueva Galicia en 1548, la provincia de Zacatula (región Costa Grande) quedó de ésta última audiencia y el resto en la de México.

En 1786, a raíz de las reformas Borbónicas, se expide la Real Ordenanza de Intendencias expedida por el rey Carlos III, con la que se dividió administrativamente el Virreinato de la Nueva España en 12 Intendencias. El actual estado de Guerrero quedó incluido en su mayor parte en la intendencia de México, y una parte, al noroeste, en la intendencia de Michoacán.

En 1792 la subdelegación de Tlapa pasó a pertenecer a la intendencia de Puebla, por lo que la jurisdicción de Guerrero quedó comprendida dentro de tres intendencias: Michoacán, México y Puebla. Al consumarse la independencia estas mismas jurisdicciones quedaron incluidas en los estados de Michoacán, México y Puebla, siendo aceptadas por el Congreso Constituyente de 1824.

La lucha por la emancipación de México encontró en esta región un bastión infranqueable que se mantuvo firme hasta que se logró la consumación de la Independencia. Entre los muchos personajes de esta región que fueron protagonistas de la revolución insurgente, está el cura José María Morelos y Pavón quien lideró el levantamiento en armas de los pueblos del sur e instaló el congreso de Chipalcingo que dio origen al Decreto Constitucional para la Libertad de la América Mexicana, sancionado el 22 de octubre de 1814. Otro protagonista fue el general Vicente Guerrero quien lideró la campaña que culminó con el abrazo de Acatempan y el Plan de Iguala, el 24 de febrero de 1821, con el cual se declaró la Independencia de México.

La formación del estado de Guerrero tiene su primer antecedente en 1835, al discutirse la Constitución centralista, cuando el general Nicolás Bravo propuso la creación del Departamento del Sur. Luego en 1847 el congreso aprobó la creación del estado de Guerrero pero la guerra con Estados Unidos interrumpió el proceso constitucional.

El 15 de Mayo de 1849 el presidente José Joaquín de Herrera presentó ante la Cámara de Diputados el decreto de creación del Estado de Guerrero y el 27 de octubre se declaró formalmente constituido, con capital provisional en Iguala. El 30 de enero de 1850 se instaló en la ciudad de Iguala, la primera legislatura guerrerense y el 26 de junio de 1851, se proclamó la Constitución Política del Estado Libre y Soberano de Guerrero.

El 21 de marzo de 1854, Tixtla pasó a ser la nueva capital de la entidad pero finalmente, entre el 8 y 9 de octubre de 1870, los poderes del Estado pasaron a la ciudad de Chilpancingo.

Arriba

Fuente:

Memoria Política Mexicana